Elementos filtrados por fecha: Julio 2021

Estamos en momentos de extremo riesgo de incendio. El intenso calor de los últimos días y las circunstancias que han condicionado todo 2021 hacen prever un año difícil en incidencia por incendios forestales.

El cambio climático, los fenómenos meteorológicos adversos, -como ha sido en este 2021, la Borrasca Filomena-, el abandono rural contribuyen al aumento de los grandes incendios (aquéllos de más de 500 hectáreas. En 2020, por ejemplo, hubo 19 incendios de estas características en España)

La emergencia climática conlleva incendios de mucha más intensidad. Estos megaincendios tienen una dinámica de propagación propia, generan pyrocúmulus que retroalimentan el incendio, lanzando columnas de convección a la troposfera, y, al enfriarse en las capas altas, se desploman, provocando un efecto multiplicador en la expansión del incendio, y cientos de nuevos focos secundarios.

Este fue el proceso que tuvo lugar en Portugal en 2018, el pasado año en el Amazonas, y en los graves incendios que estamos viendo en Rusia, Siberia, Oregón o California

Ante este panorama, se debe profundizar en nuevas políticas de gestión. Con un claro refuerzo en las medidas de prevención, protección y concienciación.

En este sentido, creemos que se deben reforzar los siguientes aspectos:

· Contratación de personal suficiente para la recogida y limpieza de montes, fundamental en las zonas afectadas por la borrasca Filomena ya que en ellas existe riesgo de plagas y además tienen mucha madera acumulada, lo que aumenta el riesgo de incendio e impide el acceso de los vehículos de emergencia

· Implementación de los planes de autoprotección en pequeños municipios y urbanizaciones lindantes al bosque.

· Campañas de concienciación a la sociedad sobre la necesidad de autoprotección.

· Reforzar la legislación sobre medidas de protección y extinción en la interfaz urbano forestal. Y en este sentido, realizar análisis también en las interfases de usos industriales, agrícolas, etc.

· Cumplir la normativa de protección civil en cuanto a planes de emergencia

· Potenciar el sector forestal. Con una política que incentive el aseguramiento de los montes, su aprovechamiento directo e indirecto.

INTERFAZ URBANO FORESTAL

Las urbanizaciones y municipios que se encuentran en zonas de peligro de incendio están obligados a elaborar sus planes de autoprotección.

Algunas medidas de prevención y protección que aconsejamos acometer son:

· Realizar un cortafuegos perimetral exterior a la urbanización y/o municipio de al menos 25 metros de anchura, libre de residuos de matorral y de vegetación herbácea y ramas.

· Limpieza de vegetación seca en los caminos, tanto los internos como los de acceso, así como las cunetas.

· Señalizar las vías de escape y puntos de reunión, donde dirigirse en caso de incendio; adecuar zonas confinadas y protegidas durante las horas que puedan tardar los equipos de rescate.

· Instalar las medidas básicas de protección activa contra incendios dentro de la urbanización, como hidrantes para toma de agua por los bomberos, y en zonas comunes, disponer de extintores y bocas de incendios equipadas.

En el caso del interior de las parcelas con viviendas, se deben acondicionar para que sean seguras, instalando igualmente bocas de incendio equipadas, extintores, sistemas de detección, mantas ignífugas, rociadores automáticos…

En la construcción y rehabilitación de las viviendas se debe tener en cuenta la protección pasiva. Tanto la reacción de los materiales (que no ardan o tarden en arder) y su resistencia al fuego, para que no colapsen, y pueda realizarse la evacuación.

Igualmente, un jardín adaptado a la prevención de incendios forestales es importante y necesario. Se deben elegir plantas y especies resistentes al fuego con especies pirófitas, que pueden retrasar las llamas, como son todos los tipos de aloes, algunas palmeras y plantas crasas, araucarias, los alcornoques y algunos especies del género Pinus presentan este tipo de resistencia pasiva.

Si conseguimos estas implementaciones de medidas de protección, estaremos mejor preparados ante un verano que se prevé de extremo riesgo de incendio.

airfeu protegerse incendio forestal

Publicado en Noticias

En los últimos incendios de edificios (particularmente en altura), ha quedado patente que hay edificios construidos sin las exigencias del Código Técnico de la Edificación, CTE-DBSI de 2006, que pueden presentar riesgos para la seguridad de bienes y personas que pueden resolverse en estos momentos. Existe esa oportunidad extraordinaria para solventar estos defectos de seguridad, a través de los planes de ayuda a la rehabilitación, que ya se están implementando.

Con el programa NextGenerationEU, financiado por la Unión Europea, en respuesta a la crisis causada por el coronavirus, España accederá a un total de 140.000 millones de euros hasta 2026, de los cuales cerca de 70.000 millones serán en forma de transferencias, y una parte de ellos estará dedicada a la rehabilitación y mejora de los edificios en eficiencia energética.

Desde TECNIFUEGO, Asociación Española de Sociedades de Protección contra Incendios, entendemos que pueden aprovecharse estas ayudas a la rehabilitación para implementar también mejoras en la protección contra incendios en estos edificios.

Se trata de implementar soluciones que cumplan con las prestaciones al fuego exigidas por el actual CTE DBSI (2019), sin menoscabo de ser más exigentes en determinados escenarios (edificios de difícil acceso para los bomberos o de difícil evacuación).

Igualmente, es aconsejable acometer medidas como sectorización interior, e instalación de detectores y rociadores en edificios en altura, ya que se ha demostrado su eficacia en incendios recientes.

TECNIFUEGO propone y aconseja tener en cuenta y mejorar las características de protección contra el fuego de los edificios sujetos a rehabilitación. Para ello podrían realizarse auditorías de protección contra incendios, PCI, junto con el proyecto de rehabilitación energética, y actuar en consecuencia, reforzando la seguridad contra el fuego con medidas pasivas y activas.

En definitiva, y aunque queden fuera de esas ayudas, TECNIFUEGO recomienda implementar medidas, como:

- Auditorías del parque edificatorio actual

- Habilitación de técnicos expertos en ingeniería de fuego

- Establecer controles de cumplimiento del CTE-DBSI

Como conclusión, se deben seguir los requerimientos del CTE, DBSI RD 732/2019. Por ejemplo, la reacción al fuego de los sistemas constructivos de fachada que ocupen más del 10% de su superficie serán, en función de la altura:

D-s3,d0 en fachadas de altura hasta 10 m;

C-s3,d0 en fachadas de altura hasta 18 m;

B-s3,d0 en fachadas de altura superior a 18 m.

Asimismo, deben cumplirse el resto de exigencias aplicables del CTE en cuanto a las puertas cortafuegos, las sectorizaciones, los sellados, los elementos para interrumpir el efecto chimenea, etc.

La rehabilitación en nuestro parque edificatorio es una gran oportunidad para mejorar la eficiencia energética de nuestros edificios, pero también puede serlo para reforzar las características de su protección frente a los incendios.

airfeu rehabilitacion edificios recomienda reforzar proteccion contra incendios

 

Publicado en Noticias

La Norma UNE 23033-1:2019, basada en los criterios de la europea UNE-EN ISO 7010 supone un gran avance en el campo de la señalización contra incendios, ya que aporta uniformidad de los pictogramas a nivel europeo, lo que supone un aumento de la seguridad en caso de incendio.

La Norma UNE 23033-1:2019 incorpora otras modificaciones importantes, como son:

- Incorporación de criterios de diseño. Para que las formas, colores y tamaños de la señalización estén perfectamente definidos.

- Aumento del catálogo de señales de protección contra incendios. Se regularizan sistemas que carecían de señalización normalizada.

- Eliminación de señales de evacuación. La Norma UNE 23034, actualmente en revisión, incorporará de forma exclusiva este tipo de señalización.

- Regulación de balizamientos de seguridad. Para un mayor grado de visibilidad de los sistemas de protección contra incendio, y para el marcaje de áreas o superficies.

- Inclusión de anexos normativos. Se regula la señal de hidrante y el cálculo del tamaño de la señalización en función de su distancia de observación.

- Inclusión de anexos informativos. Se aclaran los criterios establecidos sobre los colores de seguridad, se muestran algunos ejemplos de los mismos, se incorporan parámetros de visibilidad de la señalización en función de su altura de instalación, se muestran ejemplos de señales complementarias de instrucciones y textos, y ejemplos de identificación de accesos para bomberos en fachadas de edificios.

En definitiva, se trata de un documento que además de actualizar la señalización contra incendios para su unificación a nivel Europeo, incorpora una serie de mejoras y recomendaciones, que hacen que esta Norma sea mucho más que un catálogo de señalización, en aras de un aumento de la seguridad en beneficio de todos.

airfeu norma une 23033 1 2019 avance senalizacion contra incendios

Publicado en Noticias

Actualmente, los desarrollos tecnológicos de los sistemas de Protección contra Incendios (PCI), las nuevas tecnologías y la amplia difusión de las redes de comunicaciones, proveen de medios suficientes para ejercer una monitorización permanente de los sistemas de PCI que garantiza la información necesaria para evaluar el estado y progresión de un incendio desde un centro de control remoto.

Estas posibilidades y su desconocimiento han llevado a los expertos de TECNIFUEGO, Asociación Española de Sociedades de Protección contra Incendios, a desarrollar el Documento Técnico GESTIÓN REMOTA DE ALARMA DE INCENDIOS Servicios asociados a Central Receptora de alarmas de Incendio (CRI), que recoge las medidas mínimas necesarias que deben cumplir los Centros de Recepción y Gestión de Alarmas de Incendios (CRI).

El documento, de libre descarga previo registro, establece los criterios y condiciones de seguridad para garantizar la continuidad y eficacia del servicio y asegurar la adecuada gestión de las señales en caso de emergencia.

En resumen, el profesional que consulte este documento técnico puede encontrar las medidas y procedimientos necesarios para:

Establecer los criterios de seguridad de los emplazamientos en los que se desarrolle el servicio de recepción y gestión se alarmas de incendio.
Establecer los sistemas y procedimientos que aseguren la continuidad del servicio de recepción y gestión de alarmas de incendio.
Definir los procedimientos de la Gestión de Alarmas de Incendios para garantizar la eficacia y calidad del servicio.
Establecer las pautas de control y verificación para trasmitir las alarmas al Centro de Emergencias 112.
Garantizar la monitorización permanente de los sistemas conectados.
Asegurar la disponibilidad y estado operativo de los sistemas de protección contra incendios conectados.
Mejorar la eficacia en la gestión de señales de los sistemas conectados.
Reducir las falsas alarmas y los perjuicios derivados de éstas.
Reforzar la seguridad de las instalaciones protegidas.
Observar el cumplimiento de la normativa y legislación vigente en materia de conexiones remotas de sistemas de protección contra incendios para la gestión de alarmas y señales para la emergencia.

El Documento Técnico GESTIÓN REMOTA DE ALARMA DE INCENDIOS Servicios asociados a Central Receptora de alarmas de Incendio (CRI) recoge además las exigencias en vigor, las recomendaciones y el código de buenas prácticas.

Puede descargarse libremente, previo registro en https://www.tecnifuego.org/publicaciones/documentos-tecnicos

airfeu nuevo documento tecnico central receptora alarmas incendio cri

Publicado en Noticias

Debido a la proliferación de las nuevas tecnologías se ha ampliado las posibilidades de los servicios disponibles sobre los Sistemas de Detección y Alarma de Incendios a través de las conexiones remotas. Con el fin de fijar unos protocolos de actuación que ayuden a los profesionales en esta actividad, TECNIFUEGO, Asociación Española de Sociedades de Protección contra Incendios, ha elaborado un documento GESTIÓN REMOTA DE SEÑALES DE INCENDIO. Servicios asociados al mantenimiento.

Estos servicios, en general, repercuten sobre las mejoras de la seguridad de las personas y bienes, el incremento sustancial de la fiabilidad del sistema, la rapidez y efectividad del mantenimiento, la reducción de costes de operación, la mejora de la calidad del servicio, el aumento de la eficiencia energética.

En el Reglamento de Instalaciones de Protección contra Incendios (RIPCI) de 2017, en su Anexo II, se menciona:

“Mantenimiento mínimo de las instalaciones de protección contra incendios, apartado 10”, nos abre la posibilidad de la conexión remota de los sistemas de detección, alarma y extinción:

‘’En los sistemas de detección, alarma y extinción, se acepta la conexión remota a un centro de gestión de servicios de mantenimiento. En cualquier caso, la implantación de estos sistemas debe hacerse de tal modo que garantice la integridad del sistema de detección y alarma de incendios. El fin de este sistema adicional será el de facilitar las tareas de mantenimiento y gestión del sistema, así como proporcionar servicios añadidos a los ya suministrados por los sistemas automáticos. Dicho centro de gestión remota deberá pertenecer a una empresa mantenedora de protección contra incendios debidamente habilitada.’’

Los equipos y sistemas de protección contra incendios han de incorporar las últimas tecnologías para una mayor eficiencia. En la gestión remota de los sistemas de detección y alarma este hecho resulta especialmente importante. De ello depende conseguir gestionar de forma más rápida y eficiente las averías y alarmas para:

· Aumentar la seguridad de las personas y de los bienes.

· Reducir los costes de mantenimiento.

· Ofrecer una calidad superior en el servicio que las empresas mantenedoras damos a nuestros clientes.

· Mejorar la eficiencia energética.

Es por ello que ha sido una práctica común durante muchos años verificar el estado de alarma, avería y desconexión de los sistemas de protección contra incendios instalados desde ubicaciones remotas por personal cualificado.

La calidad general del servicio ofrecida por los distintos tipos de proveedores de servicios profesionales en el momento de la instalación, mantenimiento u operaciones aumenta significativamente.

Por un lado, los usuarios finales experimentan tiempos de respuesta más rápidos que conducen a una mayor confiabilidad y disponibilidad del sistema, y los proveedores de servicios pueden proporcionar nuevos servicios como el mantenimiento predictivo, que también mejora la utilización del personal.

Específicamente, los requisitos de diseño y los procedimientos operativos estrictos son fundamentales para evitar acciones como la desactivación involuntaria de los sistemas de protección contra incendios.

Para disponer de todas las herramientas y ayuda, el documento “GESTIÓN REMOTA DE SEÑALES DE INCENDIO. Servicios asociados al mantenimiento”, puede descargarse en: https://www.tecnifuego.org/publicaciones/documentos-tecnicos

airfeu deteccion incendios servicios remotos mantenimiento

Publicado en Noticias