Martes, 09 Mayo 2023 09:55

Los expertos aconsejan instalar rociadores automáticos en los hospitales que se reformen

Valora este artículo
(0 votos)

Dado que, en los próximos años, la Comunidad de Madrid ha planificado la reforma integral de varios de los hospitales más grandes y emblemáticos de la región, como La Paz, 12 de Octubre, Gregorio Marañón, Clínico San Carlos, La Princesa y Ramón y Cajal, desde TECNIFUEGO, Asociación Española de Sociedades de Protección contra Incendios y la Asociación Europea de Rociadores Automáticos, EFSN, se recomienda la instalación de rociadores automáticos en el diseño de las nuevas obras.

Los hospitales deben cumplir una serie de medidas de protección contra incendios según señala el Código Técnico de la Edificación, Documento Básico de Seguridad contra Incendios, CTE-DBSI. Sectorizar, instalar sistemas de protección activa contra incendios, como los sistemas de detección de humos y temperatura, y la comunicación telefónica directa con Bomberos en el caso que el hospital tenga más de 100 camas. Sin embargo, la extinción por rociadores automáticos o sprinklers, no es exigida; y por lo tanto no se instala en ningún hospital, independientemente del número de camas o altura de evacuación, a no ser que su altura de evacuación supere los 80 metros.

En los hospitales, el procedimiento en caso de incendio se centra en el traslado de pacientes de un sector de incendios a otro más seguro debido a la imposibilidad de poder evacuar a todos los usuarios. Esta peculiaridad hace que los expertos recomienden especialmente en hospitales la instalación de un sistema automático de extinción a base de agua, que puede ofrecer un tiempo adicional para facilitar esta evacuación o traslado seguro a otro sector.

Los rociadores actúan cuando el fuego aún es pequeño y controlan o extinguen el incendio antes de que se desarrolle. Estudios de cientos de incendios reales en edificios protegidos con rociadores, demuestran que en el 72% de los casos tan sólo un rociador será suficiente para controlar o extinguir el incendio; mientras el resto permanecen cerrados. Estudios de distintas administraciones públicas internacionales indican una efectividad por encima del 95% y una reducción de víctimas y daños a la propiedad que supera el 80%.

Para reducir el riesgo de incendios, muchos países protegen hospitales y otros centros dedicados a la salud con sistemas fijos de extinción automática con agua siguiendo los códigos de diseño europeos disponibles. En Estados Unidos se protegen todos los hospitales. En Europa, Noruega, Suecia, Holanda y Reino Unido protegen sus hospitales con rociadores, y cada vez más países exigen estos sistemas en función del número de camas, altura de evacuación u otras variables de riesgo.

La adecuación, ampliación y mejora de nuestros hospitales debería ir de la mano de la instalación de las últimas novedades también en seguridad contra incendios. Los sistemas de rociadores automáticos o sprinklers disponen de ventajas garantizadas por su larga trayectoria y eficacia demostrada durante más de 100 años de uso y aplicación, por estos motivos son recomendados por los expertos en todo el mundo.

airfeu expertos aconsejan rociadores automaticos hospitales reformas

Visto 387 veces